e-planning ad

El PRAN impulsará la formación de los profesionales

La Aemps financiará la formación de expertos en Programas de Optimización de Uso de los Antibióticos
Herramientas
Madrid
|
18 nov 2019 - 15:47 h
|

El Plan Nacional frente a la Resistencia a los Antibióticos (PRAN) impulsará la formación de los profesionales sanitarios en materia de antibióticos y resistencias a través de la creación del Diploma de Experto en Programas de Optimización de Uso de los Antibióticos (PROA), financiado por la Agencia Española de Medicamentos Sanitarios (Aemps). La iniciativa se ha presentado durante la Jornada del Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos 2019, que se ha celebrado en la sede del Ministerio de Sanidad con la colaboración del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, y durante la cual también se han entregado los Premios PRAN (en la imagen, los ganadores de esta edición).

En los próximos cuatro años, la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED) convocará y adjudicará 188 plazas anuales del curso que permitirá obtener el Diploma de Experto, que cuenta con 20 créditos ECTS y está dirigido a profesionales sanitarios que trabajan en el marco de los PROA del ámbito hospitalario. La directora de la Agencia, María Jesús Lamas, ha recalcado que el impulso de la formación de los profesionales “contribuirá en gran medida a reducir el consumo de antibióticos y mejorar su uso”.

A la espera de que se actualicen las cifras, España sigue estando por encima de la media europea de consumo de antibióticos, tanto en medicina humana como veterinaria, asegura el Ministerio de Sanidad. De acuerdo con los últimos datos recogidos en el marco del PRAN, en salud humana en España se registró una bajada del 7,2 por ciento entre 2015 y 2018, mientras que las ventas de antibióticos veterinarios se redujeron un 52,3 por ciento entre 2014 y 2018. Con estas cifras, la media española de consumo de antibióticos en salud humana ha pasado de las 28 DHD registradas en 2015 a las 26,1 DHD contabilizadas en 2018. En el caso de las ventas de antibióticos veterinarios, España pasa de los 418,8 mg/PCU contabilizados en 2014 a los 199,2 mg/PCU de 2018. En la bajada del área veterinaria, destaca especialmente la caída de las ventas de antibióticos de importancia crítica para la salud humana, que en 2014 eran el 12 por ciento del total y en 2017, el 4 por ciento.

¿Qué saben los profesionales?

El Ministerio y la Aemps esperan que en el futuro estas cifras bajen gracias al impulso en la formación, que además responde a una realidad detectada por el Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades. Según los resultados de una encuesta llevada a cabo sobre 18.365 profesionales sanitarios de toda la Unión Europea en el ámbito de la salud humana, la gran mayoría conoce los conceptos clave sobre resistencia y sabe que los antibióticos no son efectivos contra infecciones víricas (97 por ciento). El 89 por ciento de los profesionales conoce también la conexión entre la prescripción, la dispensación o la administración de antibióticos y la diseminación de resistencia, pero sólo el 58 por ciento reconoce desempeñar un papel clave en el control de este problema.

Los profesionales de Enfermería son el colectivo que mejor conoce las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para la correcta higiene de manos (73 por ciento). En el caso de los prescriptores, aunque la mayoría considera la resistencia como un factor destacado a la hora de decidir tratamiento, el miedo a las complicaciones en el paciente es el factor principal para prescribir antibióticos en situaciones en las que habrían preferido no hacerlo. El 43 por ciento asegura que esta preocupación afectó a sus prescripciones al menos una vez en la última semana.

La publicación de guías y la formación grupal son las acciones más determinantes para el cambio de actitudes, según los encuestados, y más del 75 por ciento afirma tener fácil acceso a guías para el manejo de las infecciones.

España es uno de los países que más respuestas ha aportado a este análisis, con un total de 1.892 encuestados. El ECDC recuerda en este estudio que las infecciones relacionadas con la asistencia sanitaria representan el 75 por ciento de la carga total que supone el problema de la resistencia en la UE y más de la mitad de estas infecciones podrían prevenirse.

Prescripción veterinaria

Otras de las novedades del PRAN será la optimización de la prescripción antibiótica veterinaria con un mapa epidemiológico de patógenos clínicos. Una red de laboratorios comunicará los datos de patógenos aislados y patrones de sensibilidad a los antibióticos para la actualización constante del mapa. Esto permitirá al veterinario que lo consulte conocer el patógeno concreto que con mayor probabilidad está causando la infección en la especie tratada y en una zona geográfica determinada, así como su nivel de sensibilidad a los antibióticos.

Este recurso reforzará la preparación de los veterinarios para dar cumplimiento a la nueva legislación europea en materia de sanidad animal, que entrará en vigor en enero de 2022. Además de la vigilancia de patógenos clínicos en animales, la nueva normativa contempla la recogida de datos de prescripciones veterinarias y mejores medidas de bioseguridad, manejo y bienestar en granjas. El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación liderará esta preparación con el objetivo final de reducir la necesidad de utilizar antibióticos.

Twitter
Suplementos y Especiales
e-planning ad