Un nuevo código regulará la relación entre industria y asociaciones de pacientes

Herramientas
|
11 oct 2013 - 15:00 h
|

“El e-paciente es un ideal, no existe el paciente totalmente empoderado, aquel que es capaz de encontrar aquella información que le es útil para mejorar su salud. El e-paciente es un ideal a perseguir”. Así se expresaba Gema Revuelta, subdirectora del Observatorio de la Comunicación Científica de la Universidad Pompeu Fabra, en una nueva jornada organizada por Pharma Talents, celebrada en Barcelona, durante la cual se analizó y debatió acerca de la relación entre la industria farmacéutica y las asociaciones de pacientes.

Revuelta explicó que se dan “dos modelos de acceso a la información, el modelo en el que la información se recibe de manera pasiva y el modelo de búsqueda activa de información”. Y aseguró que “el gran logro de Internet es que nos ayuda a pasar del modelo pasivo al activo”.

Según sus estudios, algo más de la mitad de la población española se comporta a la vez como receptor pasivo y buscador activo de información de salud. Además, “ cuando el ciudadano busca información de salud en la Red, suele primar la inmediatez sobre el rigor”, afirmó.

Revuelta destacó asimismo la proliferación de todo tipo de comunidades en Internet, y valoró el hito que han supuesto las redes sociales para las asociaciones de pacientes.

Carmen Casado, abogada asociada y responsable del Departamento TIC de Jausas, fue la encargada de exponer el marco legal que regula la relación entre industria y asociaciones de pacientes. Este viene definido, dijo, por la normativa legal específica del sector, por los códigos autorregulatorios y por una normativa general que regula otros aspectos, como por ejemplo la privacidad.

Además recordó que en las relaciones de la industria con las asociaciones de pacientes, el límite de la legalidad se sitúa en la prohibición de efectuar publicidad de medicamentos de prescripción al público general.

Casado anunció, por otro lado, que “a partir del 1 de enero de 2014 tendremos un código nuevo, que unificará el código de pacientes y el código de interrelación con los profesionales sanitarios y sus respectivas guías de desarrollo”. Según dijo, el nuevo código incrementará la transparencia, esto es, “se exigirá a la industria que los acuerdos a los que llegue se formalicen de una determinada manera y con un determinado contenido. Se deberá ser mucho más explícito en cuanto al ámbito, objetivos, forma de colaboración y cantidades económicas”.

La industria deberá asimismo , señaló, abstenerse de utilizar los canales que no sean adecuados, existentes o futuros, elaborar unas normas de conducta para los empleados que guíen su comportamiento en el ámbito digital y deberán elaborar un procedimiento de control para verificar la legitimidad o la licitud de los contenidos que aloje, copie temporalmente o enlace.

Twitter
Suplementos y Especiales