El COFM convence a Güemes para posponer la e-receta

Temas relacionados:
Herramientas
|
03 may 2009 - 18:06 h
|

La Consejería de Sanidad anunció el inicio de las pruebas para esta semana

El colegio propone septiembre “para dar tiempo a la formación del profesional”

alberto cornejo

Madrid

El Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid (COFM) ha convencido a la Consejería de Sanidad de esta región para que posponga el inicio de la implantación de la receta electrónica hasta el próximo mes de septiembre, después de que el organismo público anunciase que las prescripciones electrónicas tendrían su prueba inicial el 4 de mayo en el término municipal de San Martín de la Vega. Ha sido el consejero madrileño Juan José Güemes quien personalmente ha dado su visto bueno a este retraso de fechas tras aceptar los argumentos esgrimidos por carta por el presidente del COFM, Alberto García Romero, el 28 de abril.

Los argumentos del presidente colegial se basaban en “el desconocimiento de las especificaciones técnicas en las que se basaría el sistema, la necesidad de adaptar los equipos tecnológicos de algunas de estas primeras farmacias participantes y la nula formación dada hasta ahora a los profesionales”, tal y como señalaba en la misiva.

Imposible a día de hoy

Fue el 24 de marzo cuando Güemes anunció en un acto público los términos de la primera fase de la receta electrónica en la Comunidad de Madrid, que pasaban por probar el sistema en el centro de salud del municipio sureño de San Martín de la Vega y sus tres farmacias locales para, posteriormente, expandirlo a otros municipios colindantes y, en la última fase del cronograma, al resto de la comunidad.

“Nada más conocer esta declaración de intenciones hicimos saber a la Consejería de Sanidad la imposibilidad de su puesta en marcha inmediata, proponiendo septiembre como la fecha más factible para ello”, confirmó a EG Carlos Ibáñez, director general del COFM. Éste recalcó que lo fundamental era “no dar nuevos pasos en falso, más teniendo en cuenta la agria experiencia que tuvimos en el pasado”. Cabe recordar que la receta electrónica en la Comunidad de Madrid ya asistió a un primer intento fallido de implantación a finales de 2007.

Desde el COFM se señaló que sólo discrepaban con esta fecha de inicio, puesto que en otros aspectos de la prueba, como es el municipio escogido y cronograma pactado para la progresiva implantación, “sí hay entendimiento”, indicó Ibáñez. Los planes pasan por emplear sólo un año en su total implantación una vez se de el pistoletazo de salida en septiembre.

También hay principio de acuerdo en las subvenciones que recibirán las farmacias para adaptar sus equipos. El departamento que dirige Güemes aportará 200.000 euros durante el primer año, mientras que posibles nuevas subvenciones quedarán pendientes de negociar. “Falta concretar cómo las recibiremos. Todo indica que el dinero será adelantado por las boticas”, dice el director general del COFM.

Twitter
Suplementos y Especiales