La farmacia europea y su “renovable” compromiso medioambiental

La PGEU y la EAHP han reclamado en este 2019 más conciencia en torno a la producción y uso de medicamentos
Herramientas
Madrid
|
05 dic 2019 - 17:29 h
|

“Los farmacéuticos comunitarios comparten las crecientes preocupaciones sobre los efectos negativos que los productos farmacéuticos pueden causar en el medio ambiente y, como resultado, en la salud pública y animal. Por ello, se debe compaginar, por un lado, una mayor conciencia y políticas apropiadas para prevenir el potencial efecto negativo que pueden causar estos productos en el medio ambiente, y, por otro, seguir asegurando el acceso a los medicamentos”.

Así empieza un reciente posicionamiento emitido por la Agrupación Farmacéutica Europea PGEU (que representa a más de 400.000 profesionales de 32 países, entre ellos España) sobre el “Papel del farmacéutico comunitario en torno al medio ambiente” y que ahora vuelve a salir a escena con motivo de la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático que se desarrolla en Madrid. Bien puede decirse, por tanto, que ésta es toda una declaración “renovable” de intenciones de la farmacia europea en aras del medio ambiente.

El presidente de PGEU, Michal Byliniak, justifica este paso al frente de los farmacéuticos: “como expertos en medicamentos, están bien posicionados para aumentar la conciencia pública, promover el uso prudente y la eliminación correcta de los productos farmacéuticos”, asegura.

Junto a este ofrecimiento, desde la PGEU también se hace un “llamamiento” a los Estados Miembro para que desarrollen actuaciones encaminadas a concienciar a la sociedad sobre la correcta gestión y reciclaje de los residuos de los medicamentos, como ocurre en el caso de España respecto al sistema Sigre.

Igualmente, entre otras sugerencias, la PGEU insta a promover “estándares de calidad mediomabiental” en la fabricación de productos farmacéuticos e implementar políticas encaminadas a ajustar la duración de tratamientos a las dosis necesarias “a fin de evitar el desperdicio farmacéutico”.

Respecto a medidas de aplicación directa sobre los farmacéuticos, la Agrupación Farmacéutica Europea anima a que se facilite la formación medioambiental “desde los estudios de Farmacia”.

La EAHP también se implica

Junto al posicionamiento de la PGEU, cabe recordar que también en este 2019, en marzo, la Asociación Europea de Farmacéuticos de Hospital (EAHP) publicó un manifiesto en el que mostraba su “preocupación” por los efectos negativos de los productos farmacéuticos tanto en el medio ambiente como en los animales, los seres humanos y, más concretamente, los pacientes.

En él, la EAHP denuncia que las normas para prevenir la contaminación ambiental no se cumplen en todos los sitios de producción, especialmente los que se ubican más allá de las fronteras de Europa. Por ello, instan a “asumir la responsabilidad de garantizar que los medicamentos y sus componentes distribuidos y utilizados en la Unión Europea (UE) se produzcan sin contaminación ambiental evitable”.

Twitter
Suplementos y Especiales