Opinión

Se buscan “campeones” que propongan nuevas indicaciones para viejas moléculas

Temas relacionados:
Herramientas
Editor de EG
|
19 jul 2019 - 11:00 h
|

España lidera la iniciativa para traer nuevas indicaciones de alto interés en áreas como el cáncer

<p>Se buscan “campeones” que propongan nuevas indicaciones para viejas moléculas</p>

El Comité para el Acceso Seguro y Temprano a los medicamentos (STAMP) se creó, entre otras funciones, para facilitar a moléculas fuera de patente una posible nueva indicación. Para entender el porqué de esta iniciativa, que debe contar con un “campeón”, conviene poner algún ejemplo del reto que se quiere abordar. Todos sabemos que Viagra, en sus comienzos, se estaba desarrollando como un antihipertensivo. Su mecanismo de acción de inhibición de la fosfodiesterasa 5 (PDE5) provocaba que algunos hombres, al medirse la tensión con el personal de enfermería, se pusieran boca abajo en la camilla. La “postura” trataba de ocultar la erección espontánea que se producía. Afortunadamente, el “efecto secundario” fue observado y anotado, y la indicación que entró en el estudio (la disfunción eréctil) ha revolucionado la vida sexual de millones de parejas en el mundo. En esta ocasión, Pfizer siguió estudiando efectos beneficiosos, y aunque abandonó la hipertensión arterial, observó que en el caso de la hipetensión arterial pulmonar, Viagra era una molécula prometedora. La compañía sí desarrolló la indicación posteriormente. ¿Qué hubiera pasado si la indicación de la que más personas se puede beneficiar eclipsa otras potencialmente útiles? La realidad es que existen múltiples mecanismos de acción, distintas dianas terapéuticas y distintos órganos. La PDE5, diana de Viagra, es una enzima que se encuentra en los cuerpos cavernosos del pene, pero también en el músculo liso aórtico, del corazón y de las arterias pulmonares. La dosis adecuada puede ofrecer una nueva alternativa terapéutica, sin demoras en el tiempo.

Los investigadores o “campeones” que encuentren nuevas indicaciones podrán contar, en una segunda fase, con un comercializador que les apoye (compañía) o con una institución. Entre las moléculas que se están proponiendo, destaca el reposicionamiento en cáncer: Claritromicina, un excelente antibiótico macrólido con uso potencial en Mieloma Múltiple; Ac. Zoledrónico, un bifosfonato útil en osteoporosis para una nueva indicación en cáncer de mama; o la aspirina combinada con el hipolipemiante atorvastatina, en cáncer de próstata resistente a castración, hasta nueve potenciales moléculas más. Y España lo está liderando.

Twitter
Suplementos y Especiales